La ósmosis, es un proceso físico, muy frecuente en la naturaleza. Por ejemplo el que  realizan las plantas, (por diferencia de presión osmótica, por capilaridad) trasladando el agua y nutrientes de las raíces a las hojas.

No existe una enfermedad del  PRFV,  que se llame ósmosis.

Pero  sin embargo como Ósmosis,  es conocida  por  muchos aficionados,   ( e  incluso  por  los  reparadores,  Industria   y  Qúimica  Náutica)    a   la  aparicion  de  ampollas  hidróticas,  en  las  obras  vivas  de  las  embarcaciones.

Y  aunque  la  mayoria  de  dichas  ampollas,  de  diferente  grosor  y  profundidad  ni  siquiera estan  provocadas,  ni  interviene  el  fenómeno  físico  de  la  ósmosis.

Utilizar  el  conceptó  físico  de  la  ósmosis,  para  tratar  referirse  al  problema  o  tratar  de  explicar  el  mismo,  no  solo  conduce  a  error,  sobre  las  causas  y  consecuencias  del  problema,  sino  que  además  "enmascara"  y  oculta  la  verdadera  causa  y  consecuencia:   LA  HIDROLISIS.

Pero  además,  NO  ENFOCAR  el  problema  desde  la  HIDROLISIS,  no  hace  ignorar  y  no  proteger  al  PRFV  del  ataque  QUIMICO  del  agua ( entre  otros  compuestos)   de    nuestras  embarcaciones,  con  las  consecuencias  siguientes:

 

 

 

Mapa de ruta


Ver Navegando por los puertos en un mapa más grande